Descripción del proyecto

Como ser Funcionario Público; El funcionariado es el camino profesional ideal para cualquiera que quiera usar su experiencia para servir a su comunidad o país. Los funcionarios públicos disfrutan interactuando con el público y trabajan duro para mantener todos los niveles de gobierno funcionando sin problemas. Tanto si eres un contable de tu pueblo como un analista de datos, es tu deber defender todas las leyes y seguir un estricto código de conducta. Hay una amplia variedad de trabajos de funcionariado disponibles, incluyendo asesoría legal, servicios de traducción, administración de tecnología de la información, recursos humanos y asuntos exteriores. Mientras que el Reino Unido tiene una clasificación más estrecha de las funciones de la administración pública, muchos países como los Estados Unidos o España, incluyen una amplia variedad de trabajos gubernamentales, incluyendo la policía, los educadores y los servicios de salud. Si desea saber más sobre esta popular elección de carrera, siga leyendo para conocer nuestra guía paso a paso sobre cómo convertirse en funcionario público.

1. Considere los pros y los contras de la administración pública

Comprender su personalidad, sus objetivos, sus habilidades y sus debilidades son aspectos importantes para encontrar la carrera adecuada. Sin embargo, también es vital entender los deberes, el entorno, así como los pros y los contras del trabajo que te interesa. Los empleos en la administración pública son muy codiciados, por una buena razón, pero debes asegurarte de que algunos de los inconvenientes no sean un obstáculo para ti. Aquí hay algunos pros y contras para su consideración:

Pros

  • Sirviendo a la comunidad y a su país, defendiendo la ley y contribuyendo a las relaciones exteriores pacíficas
  • Excelentes beneficios, incluyendo asistencia sanitaria, tiempo libre pagado y fondos de jubilación. Muchos departamentos ofrecen beneficios adicionales similares a los del sector privado, como comidas subvencionadas y opciones de cuidado de niños
  • Mejores oportunidades de equilibrio entre la vida laboral y la vida privada con un horario normal de oficina o una programación flexible, opciones de teletrabajo y varias vacaciones pagadas
  • La seguridad del empleo, incluidos los traslados a diferentes funciones u oficinas de funcionarios públicos si el sector actual no cuenta con fondos suficientes
  • Oportunidades para avanzar, o movimientos laterales para aumentar su conjunto de habilidades, dependiendo del departamento

Contras

  • Salario más bajo con un crecimiento limitado en comparación con el sector privado
  • La complicada burocracia y la política, que puede hacer que su trabajo sea difícil y frustrante a veces
  • Poco espacio para la promoción en algunas oficinas de funcionarios, especialmente porque la retención de empleados es muy alta

2. Haga su investigación

Ya que hay una gran variedad de trabajos en la administración pública, los pasos iniciales para convertirse en funcionario público dependerán de sus áreas de interés. Visite los sitios web de la administración pública federal o local de su país para investigar los requisitos generales para el empleo federal, así como los requisitos específicos por departamento. Busque los requisitos previos de educación, pruebas, certificación y licencia. Aquellos que trabajan en el sector legal necesitarán un título de asistente legal o de abogado, por ejemplo, y una licencia. Los servicios de policía y bomberos tienen requisitos de salud y capacitación, así como pruebas de destreza física. Busca en los puestos de trabajo oficiales, como los de los gobiernos del Reino Unido y de los Estados Unidos. Navegue por el tema de su interés y vea qué tipo de funciones puede desempeñar en un puesto gubernamental. Esto puede ayudarle a elegir su trayectoria profesional ideal, así como a ver qué habilidades y cualificaciones busca cada departamento.

3. Seleccione un curso de estudio

En la mayoría de los casos, puede seleccionar o continuar un curso de educación estándar hacia una licenciatura o un grado avanzado. Las credenciales de derecho, marketing, negocios, contabilidad, tecnología de la información y otras credenciales educativas comunes lo calificarán para muchos roles diferentes como funcionario público.

Cualquiera que sea el área que elija, considere incluir cursos relevantes en leyes y gobierno. Una especialización en idiomas podría potencialmente seguir clases de leyes de inmigración o asuntos exteriores, por ejemplo, para ayudar a abrir la puerta a trabajos federales como intérprete. También hay oportunidades de pasantía y aprendizaje para estudiantes, graduados, veteranos y otros grupos. Tanto los Estados Unidos como el Reino Unido ofrecen programas remunerados que pueden acelerar el acceso de los estudiantes a puestos de trabajo e incluso a ascensos. Si estás buscando un cambio de carrera, no necesariamente tienes que empezar en el nivel de entrada. El gobierno de los Estados Unidos, por ejemplo, permite a los que tienen experiencia en el sector privado hacer la transición directamente a puestos de alta dirección dentro del gobierno si cumplen los requisitos básicos.

4. Desarrollar tus habilidades (Skills)

Además de tu educación, querrás cultivar las valiosas habilidades laborales que todo empleador busca. Estas incluyen una buena comunicación oral y escrita, atención a los detalles y resolución de problemas. Como funcionario público, interactuará con personas de todas las edades, etnias, culturas, habilidades y más. Considere la posibilidad de realizar cursos y formación para perfeccionar sus habilidades en el servicio al cliente, el trabajo en equipo, la conciencia cultural, la negociación y la adaptabilidad. Los funcionarios públicos sirven a la comunidad y respetan las leyes, por lo que los posibles candidatos deben valorar la honestidad, la empatía y la integridad en el lugar de trabajo. El código de conducta de la administración pública del Reino Unido también exige objetividad e imparcialidad. Investigue y estudie los escenarios del mundo real que puedan poner a prueba su capacidad para tomar decisiones justas y equitativas. Consiga la ayuda de un amigo para hacer un juego de roles y practique cómo responder a estas situaciones.

5. Buscar ofertas de trabajo

Las personas que participan en programas de pasantía y aprendizaje suelen ser colocadas o se les ofrecen funciones en las oficinas de los funcionarios públicos pertinentes. Otros interesados en la administración pública pueden visitar las bolsas de trabajo online de sus gobiernos locales y federales. Los diferentes departamentos del gobierno también suelen tener sus propias ofertas de empleo. Busque en los principales sitios web de búsqueda de empleo para obtener una muestra representativa más amplia de los empleos disponibles en su área de especialización. Puedes reducirlo a una región determinada o buscar oportunidades en todo el país. También puede usar nuestro propio portal de búsqueda de empleo exclusivo para España, para buscar trabajos en la “administración pública” y señalar las vacantes disponibles.

->Enlace de interés: Opción Empleo

6. Prepararse para el examen de la administración pública

Para convertirse en funcionario público, tendrá que pasar las pruebas requeridas por cada país. Estos pueden incluir aptitud del sujeto, personalidad y simulaciones de trabajo. Busca guías de práctica impresas y online para ayudarte a prepararte. Los colegios comunitarios y los centros de preparación de exámenes ofrecen cursos para ayudarle a pasar los exámenes comúnmente requeridos, como el examen para la policía o el examen de contable. Los futuros funcionarios públicos de los Estados Unidos deben tomar el examen de contratación de los Estados Unidos, que incluye preguntas sobre matemáticas, capacidad de razonamiento y comprensión de lectura. Se adapta al área de trabajo para la que se solicita y también evaluará su estilo de trabajo y cómo responde a determinados escenarios.

7. Sea proactivo en su revisión de antecedentes

Los funcionarios públicos están sujetos a una minuciosa verificación de antecedentes y, en algunos casos, a una autorización de seguridad aún más estricta. Se le pedirá documentación durante varias etapas del proceso de solicitud, entrevista y contratación. Reúna toda la documentación importante con antelación, incluidos los documentos de identificación, la prueba de residencia, los registros de cambio de nombre, los expedientes académicos, los detalles de empleos anteriores y las referencias. El departamento realizará una comprobación de los créditos y de los antecedentes penales. Si tiene algún problema, como una bancarrota previa o un DUI, prepare una explicación. Es mejor ser sincero sobre cualquier problema antes de que se descubra a través de la comprobación de antecedentes. Sin embargo, si es posible, espera hasta que tengas una entrevista positiva antes de mencionar posibles negativos. Haga su propia revisión de antecedentes para que no haya sorpresas. Consiga una copia de su informe de crédito, de su historial de conducción y de sus antecedentes penales. Limpie sus perfiles de los medios sociales de cualquier cosa que pueda parecer poco profesional o incendiaria, o póngalos en privado.

8. Presentar la solicitud

Una vez que hayas encontrado un trabajo que te interese, mira si puedes solicitarlo online. Algunos sitios del funcionariado público pueden requerir que cree una cuenta. De esta manera, puede almacenar fácilmente su información y solicitar varios listados. Las solicitudes lo llevarán a través de varios pasos, y pueden incluir procedimientos para cargar sus documentos de identificación, CV y otros materiales. Rellene cada sección con cuidado y revise su trabajo. Consiga la ayuda de un familiar o amigo para asegurarse de que no ha cometido errores o ha pasado algo por alto. La solicitud puede incluir instrucciones para tomar o programar pruebas para el papel que desea desempeñar. Por ejemplo, la administración pública federal del Reino Unido también requiere una declaración personal para mostrar sus habilidades relevantes y dar ejemplos de cómo las ha utilizado en trabajos anteriores.

9. Prepárese para las entrevistas

Para muchos trabajos de la administración pública, se le programará una entrevista con el supervisor de su departamento. Prepárese para preguntas específicas relacionadas con el trabajo junto con muchas de las preguntas estándar de la entrevista sobre sus antecedentes y estilo de trabajo. Los puestos de nivel superior pueden requerir una serie de entrevistas y pruebas de aptitud, incluida una prueba de juicio situacional o un centro de evaluación. Practique repasar su currículum y responder a las preguntas en una entrevista simulada con un amigo o un familiar. Considere la posibilidad de grabar la entrevista de práctica para poder evaluar cualquier problema, como demasiadas pausas en las respuestas o una mala postura. Otro elemento importante de la preparación de la entrevista es tener todo listo con antelación. Esto incluye cualquier identificación, documentación e incluso la ropa que planeas usar. Si vas a hacer una entrevista en persona, asegúrate de que tienes todos los detalles sobre cómo llegar a la oficina del funcionario apropiado, dónde aparcar, etc. Para las entrevistas telefónicas o en video, pruebe su equipo y asegúrese de tener el software y los logins necesarios. Si es posible, tenga un dispositivo de respaldo listo en caso de cualquier problema técnico.

Enlace de interés: Como Vestirse para una Entrevista de Trabajo

¿CUÁLES SON LOS REQUISITOS PARA SER FUNCIONARIO PÚBLICO EN ESPAÑA?

Con carácter general, el acceso a la función pública y los requisitos para ser funcionario se regulan en el Estatuto Básico del Empleado Público (EBEP). Esta norma se aprobó mediante el Real Decreto Legislativo 5/2015, de 30 de octubre.

Como su nombre indica, el EBEP es de aplicación a todo tipo de empleados públicos, no solo a los funcionarios.

Con carácter general, los requisitos para ser funcionario público en España son los siguientes:

  • Tener la nacionalidad española.
  • Poseer la capacidad funcional para el desempeño de las tareas.
  • Tener cumplidos dieciséis años y no exceder, en su caso, de la edad máxima de jubilación forzosa. Solo por ley podrá establecerse otra edad máxima, distinta de la edad de jubilación forzosa, para el acceso al empleo público.
  • No haber sido separado mediante expediente disciplinario del servicio de cualquiera de las Administraciones Públicas o de los órganos constitucionales o estatutarios de las Comunidades Autónomas, ni hallarse en inhabilitación absoluta o especial para empleos o cargos públicos por resolución judicial, para el acceso al cuerpo o escala de funcionario, o para ejercer funciones similares a las que desempeñaban en el caso del personal laboral, en el que hubiese sido separado o inhabilitado.
  • Poseer la titulación exigida en cada caso.

Adicionalmente, en cada proceso selectivo se establecerán los requisitos específicos necesarios para acceder a las plazas de que se trate. Por ejemplo, una altura mínima determinada, como en los cuerpos de policía.

Además, deberás superar las pruebas concretas que se establezcan en cada oposición.

Esperamos que le haya sido útil esta información de “Como ser Funcionario Público“– Revise la Oferta Académica de Centros Acreditados por la Agencia Universitaria DQ